Alberdi pensó que la posibilidad del Estado de tomar crédito era algo positivo; la historia mostró lo contrario

Con los alumnos de la UBA Derecho vemos a Juan Bautista Alberdi en Sistema Económico y Rentísitico, cuando se refiere a la deuda pública. Dada nuestra historia posterior, esas ventajas que Alberdi encuentra en la posibilidad de acceder al crédito han demostrado no ser un beneficio sino una condena. Sus palabras:

Los que dudan de la posibilidad que asiste al gobierno de la Confederación de obtener empréstitos, razonan del siguiente modo, y precisamente dudan porque razonan así:

“No es creíble, dicen, que haya banquero que. consienta en desembolsar cuatro o cinco millones de pesos para prestarlos al gobierno general de la Confederación, porque sabe todo el mundo que este gobierno no tendría con qué reembolsar los millones gastados en el servicio público”. – Este modo de razonar procede de ignorancia en la manera de estipular y realizar los préstamos hechos al Estado. Ni los banqueros que prestan tienen que desembolsar sus millones, ni los gobiernos quedan obligados a reembolsar los valores obtenidos. He aquí lo que sucede. El gobierno que necesita cinco millones de duros, no acude a un capitalista que los tenga en caja, solicitando su desembolso instantáneo. No habría capitalista tan inhábil que conservase en caja esa suma. Así se contraen los empréstitos pequeños en la América del Sud; pero hace mucho tiempo que en Europa se realizan los grandes empréstitos. de un modo colectivo, por asociaciones anónimas de infinitos accionistas, que hacen entregas graduales, las cuales producen títulos que se negocian por los directores del empréstito, para levantar los fondos con que deben realizar las entregas sucesivas.

Nunca se entregan al contado las grandes sumas ofrecidas en préstamo. Se estipulan plazos para ello. A medida que el gobierno recibe las entregas por el orden de los plazos estipulados, va entregando los títulos o documentos de obligación al prestamista, que contienen la garantía de su débito. Según esto; toda la dificultad del prestamista está en disponer de la cantidad efectiva para llenar el primer plazo; cantidad que puede ser tanto más pequeña cuanto mayor sea el número de plazos estipulados para la entrega total. En posesión de los efectos públicos o títulos de obligación dados por el gobierno en cambio de la primera entrega, pone en circulación dichos documentos, y vende este papel a cambio del dinero que necesita para efectuar las entregas ulteriores, quedándole en beneficio la diferencia entre el premio convenido con el gobierno y el precio corriente de dichos títulos en el mercado. Lo que hizo con el producto de los efectos o títulos obtenidos por la primera, hace con los de la segunda, y así sucesivamente hasta realizar la entrega de cinco y más millones, sin haber tenido necesidad. de disponer para ello sino del valor de medio millón, más o menos.

Con los mismos documentos del gobierno, puestos en circulación, ha obtenido el prestamista el dinero que ha dado en préstamo a ese gobierno; pero para encontrar compradores de esos efectos o títulos, ha tenido que acreditarlos con todas sus fuerzas, es decir, que infundir confianza en los medios y en la estabilidad del gobierno deudor de dichos títulos para cumplir las condiciones de su préstamo. No de otro modo se contrajo en Inglaterra el empréstito inglés de Buenos Aires.”

¿ Qué condiciones necesita poseer el gobierno que toma prestado, para infundir esa confianza en el valor de sus títulos de obligación? ¿El gobierno de la Confederación Argentina reúne esas condiciones?

El gobierno que toma prestado no necesita tener fondos disponibles para reembolsar más tarde la totalidad de su deuda. Le bastará tener el necesario para pagar los intereses o renta puntualmente. Este interés o renta forma todo el precio de la deuda del Estado. No importa que la deuda sea perpetua cuando el deudor tiene vida inmortal en la tierra, es dueño de un vasto territorio y dispone de rentas públicas, que inevitablemente tienen que ser más ricas y abundantes de año en año. Al tenedor de los títulos o efectos del gobierno poco le importa que éste no reembolse su valor nominal, si hay otras personas dispuestas a tomárselos por ese valor. Para que haya compradores de esos títulos, basta que el interés o renta estipulados en ellos se pague puntualmente, lo cual depende, en el crédito público como en el crédito privado, que el gobierno deudor tenga con qué pagar los intereses y respeto a la puntualidad de sus promesas. Necesita, a más de ser puntual y fiel en sus promesas, tener seguridad de ser estable y de que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores.

Todas estas condiciones en que estriba el crédito público, asisten al gobierno de la Confederación Argentina, y le hacen capaz del ejercicio de este recurso del modo más efectivo. Hemos demostrado que tiene fuentes abundantes y positivas de renta pública; luego tiene lo suficiente para el pago de los intereses de su deuda. Posee inmensas tierras públicas, que han adquirido valor real por el nuevo régimen político; luego es capaz de amortizar gradualmente el capital de su deuda.”

31 pensamientos en “Alberdi pensó que la posibilidad del Estado de tomar crédito era algo positivo; la historia mostró lo contrario

  1. 1-
    La Constitución argentina comprende en el recurso del crédito nacional los empréstitos y las operaciones de crédito. Es el medio genérico y común de poner en ejercicio la confianza que inspira el Estado para obtener los fondos ajenos, que el público nacional o extranjero pone a su disposición bajo diversas condiciones. Las formas más conocidas y ordinarias son: Empréstito propiamente dicho, los Fondos públicos con interés, los Fondos públicos sin interés, la Deuda consolidada, la Deuda no consolidada, la Deuda flotante y el Papel moneda. Nunca se entregan al contado las grandes sumas ofrecidas en préstamo, se estipulan plazos para ello. Además de ser puntual y fiel en sus promesas, se debe tener seguridad de ser estable y de que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores. Todo se reduce a saber si se es capaz de pagar los intereses o rentas de sus fondos públicos, y de gastar sumas menores que esas rentas en la amortización de los capitales de su deuda. Cuanto mayor sea la deuda, mayor será el número de los prestamistas que ofrezcan su dinero. La deuda pública hace que cada acreedor de un fondo público sea un centinela del orden en pos de la estabilidad del deudor común. Con el crédito se dan garantías de desarrollo a las rentas particulares del trabajo, del capital y de la tierra, en todos los ramos de la industria, de las cuales es derivación la renta fiscal.

    2-
    Me asombra la claridad con la que explica cada uno de las distintas formas de crédito y como es el funcionamiento de cada uno de ellos

    3-
    De todos los métodos enumerados para obtener crédito. ¿Cuál sería el más recomendado en Argentina actualmente?
    Al haber mayor cantidad de deuda, ¿por qué habrían más prestamistas si el país demuestra que no puede pagar lo que ya debe?
    ¿Qué forma tienen los acreedores de actuar como centinelas del orden?

  2. En esta entrega Alberdi nos cuenta cómo ya en el siglo XIX estaba muy activo el germen del endeudamiento publico y el paga “paga Dios” (para no extenderme mas alla de lo que el Dr. Krause nos comenta en el resumen supra detallado. Es interesante la mención de “los pactos preexistentes” cuando se refiere a deudas contraídas por el estado. No deja de exponer que la provincia de Buenos Aires comandada por Rosas perjudico en beneficio propio al resto de las provincias de la confeccionador. Es simpático leer que recomienda no dejar de pagar los intereses porque seria como envenenar el pan y suicidarse, parece que en los gobiernos que detrás vinieron nadie había leído sus consejos…Me llama la atención y es lo que le pregunto a Alberdi, que explique un poco mas acerca de la no garantía del papel moneda, ya que hasta donde yo sabia ese perdida de garantía metálica se dio en el siglo XX. Encuentro muy motivadora esa proclama que hace acerca de llevar la pobreza con dignidad recostados sobre los palacios de plata del subsuelo y que el esfuerzo nos hará ricos mañana, evidentemente un razonamiento muy “protestante” que no estaba en el ADN italo-español que mayoritariamente vinieron a hacer la América para volverse en lo posible a sus tierras con lo producido.

  3. resumen
    Alberdi, nos habla de los requisitos que intervienen en la creación de los fondos del tesoro, según la Constitución. Al congreso de la Nación pertenece, según su articulo 4 , el poder de imponer contribuciones y de decretar empréstitos y operaciones de crédito para atender a los gastos de la Nación. En cuanto al crédito nacional entonces se compone a través de empréstitos y operaciones de crédito. Las sumas grandes que se entregan nunca serán de contado sino que se deben estipular plazos para ello. ademas para que prospere el sistema debe existir siempre un elemento fundamental que es la confianza en las instituciones ya que sin ello no seria posible que prospere el mecanismo.Con el crédito se dan garantías de desarrollo a las rentas particulares del trabajo, del capital y de la tierra, en todos los ramos de la industria, de las cuales es derivación la renta fiscal.

    novedoso
    me resulta raro como es que en otras partes del mundo lo que plantea alberdi puede resultar de una manera tan distinta a lo ocurrido en nuestro pais, y la poca confianza y fuerza que este sistema tuvo.

    Preguntas
    ¿como habría que implementar el crédito publico en la actualidad para que obtuviese resultados positivos?
    ¿porque en su momento en donde argentina atravesaba una situación distinta pensó que funcionaria?

  4. Dentro de los posibles recursos que tiene el tesoro nacional, se encuentra comprendido el crédito público. Explica la forma en que se contraen empréstitos, otorgando los mismos mediante un sistema de cuotas. Un punto importante para hacerlo posible, consiste en que tanta confianza puede generar los gobiernos. Si bien no es necesario tener los fondos disponibles para reembolsar la deuda posteriormente, requiere contar con el monto suficiente capaz de pagar los intereses o renta.
    El crédito del estado, desde el punto de vista del autor, es el recurso mas positivo que dispone la argentina, y que considera como una irresponsabilidad desconocer el pago de los intereses de la deuda.
    Esto es que me resulta interesante sobre lo escrito por Alberdi, es la importancia que le atribuye al pago de los intereses de la deuda, siendo algo que no parecería ser una prioridad para los gobiernos posteriores.

    PREGUNTAS
    1) Dentro de los mecanismos existentes para financiar el Estado, ¿Alberdi sigue considerando la emisión de títulos públicos como una buena medida?
    2) Siendo que la responsabilidad de la devolución de los prestamos tomados por el Estado y no del gobierno de turno, ¿no debería existir algún tipo de sanción legal para aquellos gobernantes que decidan incumplir voluntariamente con las obligaciones estatales?
    3) ¿Debería existir un algún tipo de “tope” en cuanto al endeudamiento para evitar perjudicar a las generaciones futuras con respecto pago de la deuda?

  5. Resumen:
    Alberdi hace referencia a los diversos medios de ejercer el crédito público de la Confederación, recalca que el crédito público es el recurso más antiguo con el que cuenta la Confederación desde la época de la Revolución contra España. Las formas más conocidas del empréstito de fondos hechos a la Nación son las siguientes: Empréstito propiamente dicho, fondos públicos con interés, fondos públicos sin interés, deuda consolidada, deuda no consolidada, deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas y el papel moneda.
    La constitución admite el crédito entre los recursos del tesoro nacional, por ser el recurso más factible y abundante que tiene la confederación a su alcance, todas las constituciones sea que se promulgaron o se tuvieron como proyecto admitían el crédito publico del tesoro y los pactos previos que se invocan en el preámbulo también señalaban la deuda o crédito publico como algo que debía contener la constitución.
    Para que a un gobierno le presten dinero se debe generar confianza y garantía de su cumplimiento.

    Importante:
    El gobierno que toma prestado no necesita tener fondos disponibles para reembolsar más tarde la totalidad de su deuda. Le bastará tener el necesario para pagar los intereses o renta puntualmente. Este interés o renta forma todo el precio de la deuda del Estado. No importa que la deuda sea perpetua
    cuando el deudor tiene vida inmortal en la tierra, es dueño de un vasto territorio y dispone de rentas públicas, que inevitablemente tienen que ser más ricas y abundantes de año en año.
    Siendo el crédito del Estado el recurso más positivo de que pueda disponer en esta época anormal y extraordinaria por ser de creación y formación, será preciso que los gobiernos argentinos sean muy
    ciegos para que desconozcan, que faltar a sus deberes en el pago de los intereses de la deuda, es lo mismo que envenenar el único pan de su alimento, y suicidarse; es algo más desastroso que faltar al
    honor, es condenarse a la bancarrota y al hambre.

    Preguntas:
    A su criterio como se podría evitar que el gobierno tome deuda?
    A que se refiere cuando dice: Cuanto mayor sea la deuda, mayor será el número de los prestamistas que ofrezcan su dinero?
    Deberia haber un limite al endeudamiento del Estado?
    A los paises les parece atractivo prestar dinero a un país altamente endeudado?

  6. I. RESUMEN.

    A lo largo de los últimos puntos de este capítulo Alberdi aborda el tema del crédito público, como uno de los recursos del Tesoro Nacional, el único sin precedente en el sistema colonial. Explica el autor que este recurso se introduce desde la época y por la urgencia de la revolución contra España, como medio extraordinario y como elemento moderno de gobierno y de progreso industrial. Teniendo esto en cuenta surgen esencialmente dos preguntas; ¿qué condiciones necesita poseer el gobierno que toma prestado, para infundir confianza en el valor de sus títulos de obligación? ¿El gobierno de la Confederación reúne esas condiciones? En principio, y respondiendo a la primera pregunta, no importará que la deuda sea perpetua mientras el gobierno tenga con qué pagar los intereses y respeto a la puntualidad de sus promesas. Por lo tanto, las condiciones requeridas serían, además de ser puntual y fiel a sus promesas, tener seguridad de ser estable y de que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores. En respuesta al segundo cuestionamiento, Alberdi sostiene que las condiciones mencionadas asisten a la Confederación. Según él tiene fuentes abundantes y positivas de renta pública, también tiene lo suficiente para el pago de los intereses, además de contar con la estabilidad necesaria.
    Finalmente, en el punto XII se encarga de enumerar las especies de fondos públicos. Entre ellas el sistema de fondo público, que consiste en la emisión de títulos que reconocen una deuda perpetua por parte del Estado, quién se obliga a pagar un interés de un tanto por ciento periódicamente al tenedor del título de crédito. Luego, fuera de esa deuda con interés, otra sin interés en la cuál el Estado sólo promete pagar el capital reconocido en un plazo dilatado, o para cuando el gobierno se halle con medios de solventarla. Por último, se centra en la deuda flotante o emisión de billetes, haciendo una análisis más exhaustivo y crítico de esta especie.

    II. LO NOVEDOSO.

    Me parece destacable la importancia que le asigna el autor a la necesidad de cumplir las promesas efectuadas debido a que de no hacerlo sería como “…envenenar el único pan de su alimento y suicidarse…”. Esto sigue siendo uno de los puntos débiles en la actualidad, debido a que el país por sus constantes incumplimientos continúa generando falta de confianza y menos personas están dispuestas a realizar empréstitos o lo hacen a una alta tasa de interés.

    III. PREGUNTAS AL AUTOR.

    Teniendo en cuenta la falta de confianza que existe en la actualidad respecto a la República Argentina, ¿cuál o cuáles serían el o los medios para recuperar parte de la confianza perdida?

    ¿Cómo podría asegurarse un gobierno de que su sucesor cumpla con las obligaciones contraídas?

    ¿Qué quiere decir cuando afirma que “cuanto mayor sea la deuda, mayor será el número de los prestamistas que ofrezcan su dinero”?

  7. Alberdi menciona al crédito público como un instrumento de financiación de la Confederación mencionado en el artículo 4 de la Constitución. Enumera diversos modos de tomar deuda pública, y aclara que todos ellos son derivados del empréstito o préstamo. El préstamo consiste en la confianza que inspira el Estado para que un tercero le preste dinero. Y como bien puede suponerse, el requisito confianza es indispensable para que el país cuente con crédito suficiente junto con la puntualidad en la devolución del capital más los intereses convenidos. Entre las formas de crédito se encuentran: el empréstito propiamente dicho, los fondos públicos con interés, los fondos públicos sin interés, la deuda consolidada, la deuda no consolidada, la deuda flotante y el papel moneda. Entre los modos más utilizados por la Confederación se encuentra la emisión de títulos de deuda por el banco, para luego pagarlos a plazo y con un cierto interés. Alberdi critica la emisión de moneda como modo de crédito y hace hincapié en las consecuencias que este método tuvo en la actividad de Buenos Aires. Además, el autor destaca la importancia que tienen los recursos del país y la riqueza con la que se puede hacer frente al pago de los empréstitos nacionales. Destaca por su parte, la ventaja que otorga en este aspecto la unidad del país y ya no las provincias actuando por separado.

    Preguntas:
    1.¿Era la Confederación en su momento acreedora de una buena reputación como deudor?
    2.Según su criterio, ¿qué destino es adecuado darle a los préstamos?
    3.¿Qué opina de la actualidad del país como deudor internacional?

  8. El crédito es un recurso introducido en las rentas argentinas desde la época de la revolución contra España, como medio extraordinario y como elemento moderno de gobierno y de progreso industrial. Fue necesario para conformación del Estado. La CN comprende en el recurso del crédito nacional los empréstitos y las operaciones de crédito (fondos públicos con y sin interés), deuda consolidada y no consolidada, deuda flotante, y el papel moneda. Luego menciona los medios por los cuales se puede acceder a ellos, es decir contraer deuda de distintos modos y lugares, pero sin importar cuál sea, el elemento pilar es la confianza que debe brindar el deudor hacia el acreedor, ya que sin ésta no sería posible obtenerlo. Por otro lado, menciona el mecanismo de los empréstitos y el cambio que transitó Europa con los empréstitos grandes ante los pequeños de Sudamérica. Cuenta la historia del papel moneda; como se contrae deuda perpetua y también como los efectos públicos con interés.
    CONSIDERACIONES IMPORTANES:
    Se sorprendió que desde aquellos años el autor sostiene que las maneras poco eficientes en las que se ha usado son las que cuestionan su practicidad y productividad. También que las provincias lo han usado de manera excepcional, mientras que BSAS lo convertido en un crédito ordinario. Además menciona que el hecho de que Argentina no genere confianza a la hora de cumplir sus obligaciones crediticias es el camino al deterioro de su prosperidad. En cuanto a esto, también agrega que la confianza y respaldo del crédito público no solo está compuesto por la hipoteca de bienes públicos sino también por una ley sancionada por el Congreso de la Nación. Y por último, casi al final señala el problema de raíz y respaldo que tuvo la emisión del papel moneda desde un principio y los problemas de devaluación que ello conllevó.
    PREGUNTAS:
    1- Si Alberdi sostiene que el pilar fundamental para obtener crédito público es la confianza, ¿cuáles serían las mejores políticas públicas o de mercado para generarla o por lo menos mantenerla además de un buen marco institucional? ¿Hoy en día, es una cuestión cultural?
    2- Alberdi sostiene que el crédito público es el medio más productivo para el desarrollo del país por su dinámica ¿por qué cree que siempre tomamos deuda publica en momentos de crisis solamente? ¿podría sostenerse que no es malo endeudarse sino en qué se utiliza ese crédito?
    3- ¿Hoy se aplicaría la frase “El que no sabe ser pobre a su tiempo, no sabe ser libre, porque no sabe ser rico”?

  9. Resumen: El artículo 4 de la Constitución Nacional reconoce el crédito entre los recursos del tesoro nacional. Este es el recurso más practicable y fecundo que posee la Constitución, comprende en el recurso de crédito a los empresitos y las operaciones de crédito. Las grandes sumas de dinero requeridas por el Estado no serán desembolsadas en un pago, sino que se estipulan plazos para ello. A medida que el gobierno recibe los préstamos, entrega títulos de obligación prestamista. Lo más importante de estos documentos es el interés que generan. Faltar al pago de los intereses de créditos seria envenenarse uno mismo, dado a que es el recurso más efectivo de endeudamiento. Todo se reduce en el fondo a saber si el Estado es capaz de pagar esos intereses y de gastar sumas menores a esas rentas en la amortización de los capitales de deuda. No puede caber duda de que tiene facultades para ello.
    Lo más interesante es el análisis que hace Alberdi sobre los gobiernos que toman prestado dinero, estos no necesitan tener efectivamente tener fondos para reembolsar más tarde la deuda, sino que necesita lo suficiente para pagar los intereses o renta puntualmente. Es este interés el que forma la totalidad de la deuda. Para que esto funciona necesita ser además de ser puntual y fiel en sus promesas, ser estable y que sus promesas sean respetadas por sus sucesores. Este análisis refleja los problemas de la Argentina de hoy en día donde dependiendo del gobierno de turno nos endeudamos y después no pagamos nuestras deudas, arruinando nuestra reputación, viéndonos obligados a ofrecer tazas de interés ridículas al solo efecto de obtener crédito.
    Preguntas: ¿Cuál es la mejor forma de endeudamiento en la actualidad?
    ¿Es correcto el nivel de endeudamiento que tenemos hoy en día en relación a los beneficios que recibimos los ciudadanos?

  10. Resumen:
    En el capítulo diez Alberdi analiza los diversos medios de ejercer el crédito público de la Confederación lasventajas del crédito público en servicio de su organización. Lo menciona en el artículo 4 de la Constitución como el crédito publico forma parte del Tesoro Nacional.
    La Constitución argentina comprende en el recurso del crédito nacional los empréstitos y las operaciones de crédito, con lo cual admite el ejercicio de todos los medios conocidos de levantar fondos por medio del crédito del Estado.
    Nombra entre las formas más conocidas y ordinarias del empréstito a los fondos de la nación a : Empréstito, Fondos públicos con interés o sin interés, Deuda consolidada,Deuda no consolidada. Deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipada,Papel moneda.En el capítulo once Alberdi analiza la aptitud de la Confederación para contraer empréstitos.
    En el capítulo doce Alberdi muestra las
    especies de fondos públicos que pueden componer la deuda de la Confederación.
    Me parece novedoso o llamativo :Cuando en el texto muestra la actualidad de obtener los créditos publicos así cuando analiza que el gobierno le basta tener el necesario para pagar los intereses o renta puntualmente y no necesita tener los fondos disponible para el total de la deuda.

    Preguntas :
    1) ¿Mantendría hoy en día su postura de que a mayor deuda mayor número de prestamistas listos para otorgar su crédito al Estado?

    2) Sí se necesita solicitar un préstamo para realizar una obra de infraestructura ,¿ no es mejor licitar esa obra al Capital Privado
    y el que resulte beneficiario cobre un Canón por determinado tiempo, en el cual recupere su Capital y obtenga ganancias? .Sin intervención de la clase política, solo del Gobierno para fijar las normas de la Obra a efectuar.

    3-¿Habría otras opciones de empréstito actualmente?

  11. En este apartado el autor narra los puntos y bases para la obtención de créditos y/o pautas a seguir para ser un deudor confiable. Aquí toda la cuestión de la posibilidad del crédito público para la Confederación se reduce a saber si ella es capaz de pagar los intereses o rentas de sus fondos públicos, y de gastar sumas menores que esas rentas en la amortización de los capitales de su deuda. No puede caber duda de que tiene facultades o medios suficientes para ello, desde que puede tener más de dos millones de entradas generales efectivas, inmensas tierras exentas de gravamen y la posesión de un nuevo régimen de gobierno interior y exterior, que le asegura un porvenir abundante y próspero. Argentina en ese tiempo tenia y creo también que hoy los tiene, tiene materias primas y recursos extraordinarios a la hora de poner una garantía para respaldar un crédito. Creo que hoy por hoy esos recursos no son bien aprovechados por la población y que no se sabe valorar lo que se tiene.

    Lo más novedoso o llamativo de esta parte es cuando el autor dice que se necesita ser más ser puntual y fiel en sus promesas, tener seguridad de ser estable y de que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores. Claramente se establecen pautas que el deudor tiene que tener para conseguir un préstamo o crédito a la hora de pedirlo a sus estados vecinos.

    Preguntas
    – Que factores influyeron a lo largo de la historia para que Argentina sea un país tan poco confiable a la hora de invertir ?
    – Hoy por hoy con la situación que atraviesa el país y dando cuenta de la deuda que contrajo la Argentina con el FMI, cree usted que se podrá pagar esa deuda en poco tiempo o que conllevará muchos años hacerlo?
    – Si pudiese mejorar o cambiar un elemento o factor para atraer las inversiones al país y hacerlo un poco más confiable. Cuál sería?

  12. RESUMEN
    En el apartado que corresponde analizar Alberdi explica el alcance del crédito público del Estado y el apoyo a través del artículo 4 de la Constitución federal en el cual comprende para que se utilizaría el crédito público decretado por el Congreso para urgencias de la Nación o para empresas de utilidad nacional utilizando los fondos integrantes del Tesoro nacional, siendo estos recursos los más practicables y más fáciles para lograr cubrir las urgencias nacionales, históricamente las argentinas se utilizaban desde la época y por las urgencias de la revolución contra España.
    Todas las Constituciones argentinas, promulgadas o proyectadas, admitieron el crédito público entre los primeros elementos del naciente Tesoro argentino y señalaron que la deuda o crédito público debía ser uno de los objetos que la Constitución debía comprender entre sus estatutos

    LO NOVEDOSO:
    Como lo dice alberdi, ya desde sus comienzos, formulación y proyectos de las Constituciones Argentinas se veía siempre la posibilidad de introducir en ellas el crédito público para cualquier emergencia Nacional que tenga el Estado, para con ella poder solventarla saliendo de esa situación y al igual manera tener un apartado propio para las provincias para ellas también ante cualquier necesidad de tener una urgencia provincial, poder pagarla siendo solvente para ello.

    . PREGUNTAS PARA EL AUTOR:
    1) ¿A quiénes se les pide dinero para pagar la deuda Pública?
    2) ¿Argentina, es confiable para que se le otorgue créditos?
    3) ¿Cuántas veces la Argentina pidió créditos? ¿Fue beneficioso o perjudicial para el País?

  13. Resumen: En el texto analizado, Alberdi refiere a los diversos medios de ejercer el crédito público de la Confederación. Tratándose este de un recurso y un elemento moderno de gobierno y de mejora industrial. Muchos son los modos de que se puede endeudar a la Nación, pero todos ellos son trasformaciones del empréstito o préstamo. El estado emite deudas con documentos del gobierno, puestos en circulación, el cual debe encontrar compradores de esos títulos generando confianza en la estabilidad propia del gobierno deudor para cumplir las condiciones pactadas. En otras palabras, el gobierno que toma deuda pública se encuentra obligado a inspirar la seguridad de que sus obligaciones pactadas serán respetadas por sus sucesores.

    Lo novedoso de este texto radica en la actualidad que tiene a pesar de haber sido escrito hace años, lo que refuerza el fundamento de que la historia es cíclica. A su vez se destaca el comportamiento tanto del Estado como necesario para generar confianza y a su vez el comportamiento de los demás Estados u organismos internacionales (como puede ser el FMI) ante una crisis de otro al ofrecer préstamos.
    Preguntas al autor:
    1) ¿Cuáles son las herramientas con las que cuenta actualmente el Estado Argentino para inspirar la confianza en los demás Estados y/o organismos internacionales?
    2) ¿Que significa que “La deuda pública hace que cada acreedor de un fondo público sea un centinela del orden en pos de la estabilidad del deudor común.”?
    3) ¿Qué alternativas o métodos existen actualmente para paliar el déficit del Estado sin acudir a empréstitos de gran envergadura?

  14. El artículo 4 de la Constitución federal comprende el producto de los empréstitos y de las operaciones de crédito que decrete el Congreso para urgencias de la Nación o para empresas de utilidad nacional, entre los fondos integrantes del Tesoro nacional. El crédito es un recurso introducido en las rentas argentinas por las urgencias de la revolución contra España, como medio extraordinario y como elemento moderno de gobierno y de progreso industrial. El procuró a las Repúblicas de Sud-América los recursos gastados en la lucha de su Independencia, y recién empiezan a comprender que esa fuente misma es la que ha de darles los recursos para consolidar sus gobiernos e instituciones republicanas.
    Todas las Constituciones, promulgadas o proyectadas, admitieron el crédito público entre los primeros elementos del naciente Tesoro argentino.
    Las formas que puede tomar la deuda pública, muchos los modos de que se puede endeudar a la Nación, pero todos ellos son modificaciones del empréstito o préstamo, que es el medio genérico y común de poner en ejercicio la confianza que inspira el Estado para obtener los fondos ajenos, que el público nacional o extranjero pone a su disposición bajo diversas condiciones. Las formas más conocidas y ordinarias del empréstito de fondos hechos a la Nación son: 1° Empréstito propiamente dicho. 2° Fondos públicos con interés. 3° Fondos públicos sin interés. 4° Deuda consolidada. 5° Deuda no consolidada. 6° Deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas. 7° Papel moneda.
    El gobierno que toma prestado no necesita tener fondos disponibles para reembolsar más tarde la totalidad de su deuda. Le bastará tener el necesario para pagar los intereses o renta puntualmente. Este interés o renta forma todo el precio de la deuda del Estado.
    La estabilidad y subsistencia de los compromisos de crédito contraído por el gobierno es garantía que acompaña a los del gobierno actual de la Confederación Argentina, por ser constitucional y enteramente legítima su existencia, lo cual hace que sea la Nación misma, más bien que el gobierno, que la sirve de intermedio, quien se obliga por los actos legislativos del Congreso que la representa, y cuya autoridad ha dejado la facultad de contraer empréstitos de dinero sobre el crédito de la Confederación.
    -. Doble razón asiste al gobierno argentino la posibilidad de obtener fondos por el uso de otros empleos del crédito del Estado. Uno de ellos consiste en la emisión de títulos que contienen el reconocimiento de una deuda perpetua por parte del Estado, en la cual se obliga a pagar un interés de tanto por ciento periódicamente al tenedor del título de crédito. Es el sistema de deuda pública conocido en Buenos Aires con el nombre de fondos públicos, cuya invención pertenece a las finanzas inglesas.
    – ¿Qué políticas combinaría para comenzar a ser un país más rentable?
    – ¿Qué controles o que ordenamiento tendríamos que establecer en función a la experiencia para que los creditos publicos sea realmente un indicador de desarrollo/oportunidad?
    – ¿Que medidas urgentes tomaría, en la actualidad, para reducir el gasto publico?

  15. RESUMEN:
    En la lectura para esta semana, Alberdi se ocupa de los diversos medios de ejercer el crédito publico de la Confederación. La Constitución Nacional admite el crédito como un recurso del Tesoro Nacional en el artículo 4, al ser un elemento moderno de gobierno y de progreso industrial.
    La Constitución argentina comprende en el recurso del crédito nacional los empréstitos y las operaciones de crédito. Para obtenerlos, el Estado debe infundir confianza en el valor de sus títulos de obligación, para lo cual no necesita tener fondos disponibles para reembolsar la totalidad de la deuda, sino que le bastará tener el necesario para pagar los intereses o renta. Además, tiene que ser puntual y fiel en sus promesas, tener seguridad de ser estable y de que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores. De esta manera, Alberdi destaca que tales condiciones indudablemente las presenta la Confederación Argentina, lo que la hacen capaz del ejercicio efectivo de este recurso.
    Por otro lado, el autor también entiende como viables los fondos públicos con interés que consisten en la emisión de títulos con el reconocimiento de una deuda por parte del Estado, en la que se obliga a pagar un interés periódico al tenedor de dicho título de crédito. La deuda que el Estado reconoce es distribuida y consignada en billetes que se libran a la circulación. Al comprobar el éxito con que se practicó en Buenos Aires, el autor no duda de la facilidad que tendría el gobierno federal argentino de ponerlo en práctica. También puede el Estado emplear su crédito para reconocer otra deuda sin interés alguno, con la sola promesa de pagar en un plazo dilatado, o cuando el gobierno tenga medios para solventarla.
    Otra manera de emplear el crédito publico para obtener fondos prestados es la deuda flotante o emisión de billetes de las oficinas del Tesoro Nacional por contribuciones pagadas con anticipación.
    Por ultimo, respecto de la emisión de papel moneda al estilo de Buenos Aires, Alberdi hace hincapié en la ventaja de la Confederación de no poder ejercer tal medio de emplear el crédito publico, al considerar que arruina la libertad política, la moralidad de la industria y la hacienda del Estado. Expresa el autor que este falso crédito desestabiliza el orden. Para la emisión se necesita siempre un respaldo de base metálica, real y positiva.
    Finalmente, Alberdi concluye que no cabe duda de que el gobierno de la Confederación Argentina reúne las condiciones para el ejercicio del crédito publico de modo efectivo, debido al orden económica de cosas, la Constitución que lo consagra y los tratados internacionales que lo garantizan.

    LO SORPRENDENTE:
    Tal cual viene sucediendo en cada capítulo que leemos, los problemas de nuestro país parecieran ser recurrentes, sin solución y que las recetas equivocadas que se utilizan para solucionarlos han persistido en el tiempo. Como lo indica el autor, el cumplimiento de las deudas y un Estado sano son piedras fundamentales para el desarrollo de la Nación. En la actualidad, ambos conceptos son discutidos por ciertas corrientes de pensamiento.

    PREGUNTAS AL AUTOR:
    – ¿Qué considera usted que debiera ser el plan de acción a llevar adelante por el país para renovar su deuda, atrayendo a nuevos inversores y lograr bajar las tasas de colocación de dicha deuda en el mediano plazo?
    – ¿Qué piensa de la actuación del FMI y sus sistemas de otorgamiento de crédito, entendiendo que en la época en la que usted escribió su libro no existían organismos internaciones de crédito como éste?
    – ¿Piensa usted que la Nación Argentina está en condiciones de seguir obteniendo empréstitos a través de la emisión de papel moneda o el mismo será despreciado por completo por sus habitantes?

  16. Resumen.-

    En el presente capítulo, Alberdi, desarrolla la institución del crédito público, así como sus diversas formas de obtención y empleo. Resalta el hecho de que son muchos los medios por los cuales la Confederación puede “levantar fondos” por medio del crédito estatal (deuda consolidada, flotante, papel moneda, entre otros), pero en fin son todos del mismo género “empréstito – préstamo”, y agrega, que es el medio de poner en ejercicio la confianza que inspira el estado.
    El valor confianza, resalta aquí Alberdi, es de vital importancia, ya que sin este valor confianza, los préstamos no serán posibles. Aquí la confianza es aún mayor que la necesaria para el mantenimiento del valor del papel moneda, que en definitiva tiene su respaldo en metal, lo que sucede con los empréstitos, es una dinámica muy similar a la planteada por la teoría de juegos (de jugadas indefinidas) ya que ambas partes, estado por un lado, y acreedor por el otro, tendrán incentivos para traicionar (siendo más fuertes los del primero) pero no resultará conveniente ya que en este estado, aún de génesis de la Confederación, la emisión de deuda resulta un medio más que idóneo para captar recursos y convertirlos en infraestructuras necesarias.

    Interesante.-

    Me resulta particularmente interesante, el desarrollo que propone el autor sobre cómo ha de funcionar el mecanismo de endeudamiento, que lejos de articularse como los préstamos pequeños o a particulares, es planteado de manera casi idéntica a la operatoria de hoy en día.
    Agrega Alberdi, que de los recurso del Tesoro Nacional, el crédito, es el más practicable y fecundo que se posee. En mi opinión este pensamiento es prácticamente de vanguardia en la época, de la manera que lo plantea el autor, ya que, repito, se llevaría a cabo de manera casi idéntica a como lo hacemos hoy, quien compra los títulos, luego puede venderlos a otro obteniendo una ganancia, y estos empezaran a circular en el mercado secundario como títulos al portador y revistiendo además el carácter de cuasi monedas porque puede ser utilizados para solventar gastos, otras deudas o incluso a modo de ahorro (para los particulares acreedores) y en definitiva quién se beneficia en mayor medida es el Estado, quien obtiene recurso de manera rápida y sin uso de la coacción como sucede con los impuestos, ya que quien estime conveniente o tentadora la oportunidad, podrá acceder a estos títulos, cosa que no sucede con los impuestos, que son de carácter obligatorio y tienen como contrapartida la evasión.

    Preguntas.-

    ¿Cree ud., que en la actualidad, el país transmite la necesaria confianza a nivel institucional para hacer tentativos los títulos de deuda emitidos, más allá de lo elevada (y atractiva) que pueda resultar la actual tasa?

    ¿Entiende que la emisión monetaria deliberada provoca un menoscabo al valor confianza (ya que, y en términos muy básicos, al haber más papel moneda en la economía se produce la erosión del capital de la deuda de tasa fija, lo cual en definitiva haría que el deudor, estado, pague menos)?

    ¿Cómo cree que afecta la suba de la tasa de interés de los títulos de deuda, para robustecer el incentivo a invertir en ellos, con el objetivo de achicar la cantidad de moneda nacional en circulación, en la economía? y cual seria el mensaje que está enviando el estado, afecta o no la confianza?

  17. Alberdi no explica la importancia del crédito publico para el tesoro de la nación y las diferentes formas de obtenerlo. Nos saca de la ignorancia al pensar erróneamente como eran las transacciones y expone las pequeñas transacciones que deben realizarse a largo plazo basadas en la confianza hacia el estado. No es necesario que el estado tenga el dinero para reembolsar la totalidad de la deuda, sino lo necesario para pagar los intereses o las rentas. Esto será suficiente para que los títulos se vayan trasladando a personas diferentes y el crédito funcione.
    El congreso esta facultado para tomar empréstitos de dinero sobre el crédito de la confederación, art 64 de la CN y deben votar anualmente como han de invertirlos. Siendo esto una nueva garantía a los prestamistas.
    Otra forma de conseguir fondos es a través de la emisión de títulos de deuda permanente por parte del estado, donde se compromete a pagar un interés de tanto por ciento periódicamente o a través de la emisión de billetes del tesoro nacional por contribuciones pagadas con anticipación.
    También nos habla sobre los orígenes del papel moneda en Buenos Aires con una base metálica real, gracias a un banco de particulares conformado por una sociedad de accionistas. Ante la imposibilidad de cambiar los billetes por metal, el valor de estos bajó. Esto desencadeno en que, durante el gobierno de Rosas, los billetes dejaron de prometer reembolso y constituían una deuda sin garantía.
    Lo que me parece interesante es que menciona que al emitir mas de 10 millones que no tenían con que reembolsar, el valor de la moneda cayó y terminó volviéndose una promesa de pago sin garantía. Pero esto no ocurrió solo en Argentina, sino que todas las economías del mundo prácticamente no tienen un respaldo tangible detrás de sus billetes.
    Preguntas.
    ¿Por qué no solo Argentina perdió el respaldo detrás de su dinero, sino que se volvió una tendencia global?
    En la actualidad debe haber formas más convenientes para el estado de obtener financiación. ¿Cuáles serían?
    ¿Seria conveniente que en América del Sur compartiésemos todos una misma moneda? ¿Nos permitiría obtener créditos con otros países de una manera mas sencilla y menos criticada?

  18. En este capitulo Alberdi plantea los beneficios y la necesidad de obtener créditos, siendo éstos el medio necesario para obtener recursos para consolidar los gobiernos e instituciones del país en formación.
    Hace un análisis de los distintos tipos de créditos marcando su eficiencia y la capacidad de la Confederación para acceder a ellos. Todos derivan de los empréstitos y las operaciones de crédito. El primero es el medio genérico y común de poner en ejercicio la confianza que inspira el estado para obtener los fondos ajenos que el publico pone a su disposición bajo determinadas condiciones.
    Plantea la necesidad de ser estables, respetar los pagos y que las obligaciones estén respaldadas por garantías.
    Tanto la Constitución como los tratados son instrumentos que benefician los créditos ya que dan garantías de desarrollo necesarias para poder financiar los préstamos.

    -En el hipotético caso de que se pueda elegir un respaldo para la moneda ¿Cuál cree que sería el que más beneficie a la Argentina?
    -¿Cree que es necesario imponer un límite a los gobiernos de turno a la hora de pedir préstamos?-¿Cree que en la actualidad, al ya no ser un país en formación, son igual de necesarios los créditos?
    -¿Cuales son los resultados ostensibles de no pagar una deuda?

  19. RESUMEN: Alberdi en esta sección del texto, expone los distintos medios de ejercer el crédito público de la Confederación a través de lo establecido por la Constitución Nacional en su artículo 4. Considera que el crédito es un recurso introducido en nuestras rentas argentinas como medio extraordinario y como elemento moderno de gobierno y de progreso industrial y esa fuente es la que da los recursos para consolidar los gobiernos e instituciones republicanas. Explica a su vez, que muchas son las formas que puede tomar la deuda pública, muchos los modos de que se puede endeudar a la Nación, pero todos ellos son modificaciones del empréstito o préstamo, que es el medio genérico y común de poner en ejercicio la confianza que inspira el Estado para obtener los fondos ajenos, que el público nacional o extranjero pone a su disposición bajo condiciones. Las formas más conocidas del empréstito de fondos hechos a la Nación son: el Empréstito propiamente dicho; los Fondos públicos con interés, los Fondos públicos sin interés; la Deuda consolidada; la Deuda no consolidada; la Deuda flotante o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas y el Papel moneda. Y con respecto a esto dice que a medida que el gobierno recibe las entregas según los plazos establecidos, es que va a ir entregando los títulos o documentos de obligación al prestamista, que contienen la garantía de su débito, y por el contrario, no debe entregar toda esa suma al contado. Para ello el gobierno que toma prestado no necesita tener fondos disponibles para reembolsar más tarde la totalidad de su deuda, sino que le bastará tener el necesario para pagar los intereses o renta puntualmente ya que este interés o renta forma todo el precio de la deuda del Estado. Y además es necesario que demuestre tener la seguridad de ser estable y de que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores, porque el no cumplir con las promesas significa perder credibilidad y la posibilidad de caer en la bancarrota.
    Para ello, se necesita una cierta estabilidad política e institucional, es decir, paz y orden público. Con esos elementos, la economía es solvente para realizar préstamos en fin de desarrollarse.
    Y luego desarrolla las otras especies de fondos públicos que pueden componer la deuda, como los fondos públicos con o sin intereses, deuda flotante o emisión de moneda. Por ultimo Alberdi destaca que la clave para que los recursos del Tesoro Nacional cubran todos los gastos es simplemente gastar poco. Y éste se incrementa firmando tratados, postergando deudas y previniendo disturbios.

    LO NOVEDOSO O SORPRENDENTE: Me resulta muy importante destacar una parte del texto donde Alberdi expone que “Siendo el crédito del Estado el recurso más positivo de que pueda disponer en esta época anormal y extraordinaria por ser de creación y formación, será preciso que los gobiernos argentinos sean muy ciegos para que desconozcan, que faltar a sus deberes en el pago de los intereses de la deuda, es lo mismo que envenenar el único pan de su alimento, y suicidarse; es algo más desastroso que faltar al honor, es condenarse a la bancarrota y al hambre.” Acá y a mi entender, nos enseña lo importante que es para el progreso, seguridad y estabilidad económica del país, el cumplir con las obligaciones o requisitos que conlleva la toma del crédito y acerca de lo tan seguro que tiene que estar el gobierno en base a los objetivos que desea conseguir (pensando en que se lograrán) para llegar a dicho fin de pedir un crédito, teniendo en mente que si no se consigue ese objetivo, puede conducir a tomar más y más créditos y esto desembocar en un grave perjuicio para el país como es el empobrecimiento del mismo.
    A su vez, me resulta curioso que Alberdi en aquel momento planteaba que la deuda era uno de los mecanismos que tenía la Nación para generar riquezas para el Tesoro Nacional e incentivar el crecimiento económico y hoy en día, creo que se ve totalmente desvirtuada aquella idea que él tenía, ya que hoy la deuda no es bien vista por los ciudadanos, no genera ningún tipo de confianza y hasta solo diría que genera una sensación de incertidumbre sobre el futuro del país.

    PREGUNTAS AL AUTOR: ¿Cree que con la reactivación de la producción interna es suficiente para poder solventar el pago de la deuda sin que ésta tenga que profundizar la crisis económica actual de los ciudadanos argentinos? ¿Considera que es posible? ¿Existen otros medios para tal fin?

    ¿Existe algún control que defina o limite la toma de deuda pública? En caso de ser afirmativa la respuesta, ¿Cuál es?, ¿Y por qué se contrajo semejante deuda en la actualidad, evidenciando que no existe tal control?

    Teniendo en cuenta la situación actual del país ¿usted sigue considerando al crédito como un recurso principal del Tesoro Nacional? En caso de que su respuesta sea afirmativa ¿Cómo lo podría fundamentar?

  20. El autor analiza el uso del crédito por parte de la confederación para urgencias de la nación o para empresas de utilidad nacional, entre los fondos integrantes del tesoro nacional. A su vez remarca como Buenos Aires a lo largo de sus anos genera déficits por la emisión de papel moneda.
    Alberdi enuncia los modos de endeudamiento estatal, por ejemplo a través de prestamos y explica como el conjunto de accionistas privados adquieren títulos de créditos otorgados por el estado nacional, también indica que no importa que la deuda sea perpetua cuando el deudor (el Estado) tiene vida inmortal en la tierra, es dueño de un vasto territorio y dispone de rentas publicas.
    Me llama la atención como pondera el recurso del endeudamiento como algo positivo al decir que el crédito es el recurso mas positivo por ser de creación y de formación, los gobiernos argentinos no deben faltar a sus deberes de pago de los intereses de la deuda, porque seria lo mismo envenenar el único pan de su alimento y suicidarse.
    Tanto la deuda como los intereses son garantizados con la hipoteca de los bienes y rentas ordinarias de la nación. Señala otra forma de emplear el crédito publico a través de la deuda flotante o emisión de billetes de la oficina del tesoro nacional por contribuciones pagadas con anticipaciones.

    1) que destino se debería darle a los recursos obtenidos a través del endeudamiento?
    2) Considera legitima una deuda a pagar en cien años, es decir por generaciones que no han nacido?
    3) Debería haber un limite al endeudamiento del Estado?

  21. En este capítulo Alberdi nos expone los medios que la Confederación tiene para ejercer las ventajas del crédito público en servicio de su organización y prosperidad. Menciona que es un recurso introducido en nuestras rentas argentinas desde la época y por las urgencias de la revolución contra España, como medio extraordinario y como elemento moderno de gobierno y de progreso industrial. La Constitución argentina comprende en el recurso del crédito nacional los empréstitos y las operaciones de crédito, con lo cual admite el ejercicio de todos los medios conocidos de levantar fondos por medio del crédito del Estado. Menciona las formas más conocidas del empréstito de fondos que son el Empréstito propiamente dicho, Fondos públicos con interés, Fondos públicos sin interés, Deuda consolidada, Deuda no consolidada, Deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas (es la mas segura, no hay provincia argentina en que no haya sido puesta en ejercicio. Forma una de las ramas principales de su deuda publica) y el Papel moneda (considera que es un medio de arruinar la libertad política, la moralidad de la industria y la hacienda del estado).
    Me resulta novedoso el análisis que realiza Alberdi sobre los diversos medios de ejercer el crédito público, los distintos instrumentos y la forma correcta en que hay que ponerlos en práctica. Desde este punto de vista, me resulta interesante como en todos los tiempos el tema de los préstamos afecta gravemente a nuestro país, sobre todo a los gobiernos y a nosotros mismos, es decir a la población. Desde esta visión podría concluir que ello afecta a importantes garantías que están expresadas en nuestra Constitución Nacional.
    ¿Qué consideraría Alberdi sobre los instrumentos de crédito público que el Estado utiliza en la actualidad? ¿Se hace un buen uso del crédito público?
    ¿Qué otra solución propondría aparte de los empréstitos?
    ¿Cree usted que los empréstitos son buena opción para salir de una crisis?

  22. Alberdi comienza aludiendo a los diversos medios que tiene la confederación pose a su alcance para ejercer el crédito publico, enumerándolos y distinguiéndolos;1° Empréstito propiamente dicho. Fondos públicos con interés.Fondos públicos sin interés. Deuda consolidada. Deuda no consolidada.Deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas Papel moneda. para luego esgrimir su retorica y confluir e el siguiente argumento;” La Constitución ha sido sensata en admitir el crédito entre los recursos del Tesoro nacional,precisamente por ser el recurso más practicable y fecundo de cuantos posee la Confederación a su alcance”.de forma genérica este expresa que el recurso en cuestión, en tanto se ejerza de forma correcta , esto es mediando garantías y bajo las modalidades adecuadas funcionaria como una catapulta de confianza de daría lugar a un orden virtuoso es decir aquel que permite el progreso.
    es interesante el recuento sobre el histórico nacimiento de la moneda de buenos aires de la mano del banco particular de descuentos luego refundido en el banco de las provincias unidas de la plata ;el cual garantizaba el valor del billete en base a una supuesta integración de capital o de base metálica por 14 millones de pesos duros. el incumplimiento de la promesa sumado a la emisión de moneda provocaron la necesidad en manos de la provincia de permitir la suspensión del pago de los billetes para luego incluso reconocer como propia dicha deuda y establecer el papel como moneda corriente garantizando el rembolso metálico con sus rentas y propiedades. hasta que el gobierno de Rosas absorbe la casa de la moneda y transforma la moneda en un simple reconocimiento de deuda sin garantía. la conclusión es que una moneda necesita siempre de un periodo de garantía para así adquirir su valor. y es inspirador su optimismo característico de un proyecto que da comienzo,al punto de entender a los acreedores como centinelas del orden cuando hoy en día pareciera que actúan como actores externos pero conectados y funcionales a la corrupción de las instituciones tanto de mercado como a las del estado y en base a una mentalidad o idea clara ;” vamos por todo” .también me llamo la atención cuando enuncia”el que no sabe ser pobre , no sabe ser libre, porque no sabe ser rico” es interesante como vincula la libertad con el saber.

    Alberdi expresa “La falta de este medio de ejercer el crédito del Estado aumenta en la Confederación la posibilidad de ejercer los anteriores con mayor ventaja. En Buenos Aires, la deuda del papel moneda ha desacreditado la deuda de los fondos públicos. En todas partes el falso crédito es el enemigo del verdadero crédito”.
    Si daría un pantallazo a la situación crediticia de los últimos tiempos,
    A)¿ como explicaría la contradicción entre sus enunciados y lo que declaran los tiempos, atribuiría un rol preponderante al abuso del crédito enemigo?
    b)¿opinaría que el crédito del estado se ha ejercido de forma satisfactoria en alguna de sus modalidades ?
    c) Alberdi explica la importancia o mas bien la estupidez y el deshonor que implica incumplir con las promesas de pago , y que la hipoteca de los bienes del estado y sus rentas son la garantía de dichas promesas.¿ que aconsejaría para hacer frente a los vencimientos de deuda futuros?.

  23. RESUMEN:
    En el presente texto, Alberdi explica los medios que tiene la Confederación para ejercer las ventajas del crédito público (recurso moderno y de progreso industrial) en servicio de su organización y prosperidad.
    En primer lugar, estudia las condiciones que necesita el gobierno para inspirar esa confianza que le permita contraer empréstitos y hacer ejercicio de este recurso del modo más efectivo: puntualidad, fidelidad, seguridad y estabilidad. Sostiene que la República tiene lo suficiente para el pago de potenciales intereses (“… puede tener más de dos millones de entradas generales efectivas, inmensas tierras exentas de gravamen y la posesión de un nuevo régimen de gobierno interior y exterior, que le asegura un porvenir abundante y próspero…”), considerando que faltar a sus deberes sería condenarse a la bancarrota y al hambre.
    Luego, analiza las especies de fondos públicos que pueden componer la deuda, explicando el sistema a través del cual el Estado podía obtener fondos prestados.
    Finalmente, y a modo de reflexión, explica que la firmeza y estabilidad brindadas por la Constitución y tratados internacionales resultan indispensables, haciendo irrevocable el nuevo régimen económico y rentístico. La política económica debía consistir, lisa y llanamente, en gastar poco.

    NOVEDOSO:
    – La subdivisión que efectúa entre deuda consolidada y no consolidada, y las razones por las que podía emplearse con más éxito la primera.
    – El concepto de deuda flotante o emisión de billetes del Tesoro por contribuciones pagadas con anticipación, siendo este un método para conseguir fondos prestados.
    – La “ventaja” que tenía la Confederación de no poder emplear el crédito público mediante la emisión de papel moneda al estilo Buenos Aires.

    PREGUNTAS:
    – En una situación de crisis económica como la actual, ¿No sería conveniente reestructurar y suspender temporalmente el pago de ciertas deudas?
    – Si se dan ciertas condiciones que demuestran la ilegitimidad de una determinada deuda, ¿Estaría de acuerdo en declarar su repudio y considerarla extinta?
    – La Constitución de 1853, ¿Garantiza la autonomía financiera de las provincias? ¿Les permite recurrir a operaciones de crédito público?

  24. En esta ocasión el autor expone en relación al crédito público. Lo hace, exponiéndolo como un recurso del Tesoro Nacional, sirviendo como un medio de financiación. Dicho recurso, se ha introducido desde la época de la revolución contra España (siendo dicha situación extraordinaria), y es un medio para que progrese la industria y el país. Alberdi aborda en relación, como se puede tomar deuda pública, vía empréstitos o préstamos, entre otros medios, siendo clave la confianza que inspire el gobierno a sus ciudadanos para que todos estos medios sean realizados.




    Me pareció relevante el hecho de que el Estado, al tomar por prestado, no es necesario que tenga fondos disponibles en ese momento, sino que vendría a abonar la deuda más adelante, solo siendo necesario tener lo suficiente para abonar intereses o renta. Así como también, la relevancia que el autor le atribuye a cumplir las promesas que se hacen, para no vulnerar entre otras cuestiones, la confianza.




    Preguntas:

    
- Desde que época o suceso, la deuda comenzó a ser uno de los factores claves que desembocaron en la crisis de la Argentina de hoy?



    – Hay otro medio alternativo, e igual de eficaz, para que el Estado no se endeude?

    

- Siendo ya tarde para hablar de un límite al endeudamiento, pero, en que otra parte de la historia Argentina hubiese sido idóneo establecer el mismo?



  25. En este capítulo Alberdi analiza lo referido al crédito público, este señala que la constitución ha sido sensata en admitir el crédito entre los recursos del tesoro. Posteriormente explica que el crédito es un recurso introducido desde la época de la revolución contra España. La constitución nacional comprende en el recurso de crédito los empréstitos y las operaciones de crédito, después Alberdi numera las formas más conocidas del empréstito de fondos hechos a la nación: 1° Empréstito propiamente dicho. 2° Fondos públicos con interés. 3° Fondos públicos sin interés. 4° Deuda consolidada. 5° Deuda no consolidada. 6° Deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas. 7° Papel moneda. Posteriormente el autor analiza la relación del privado y el gobierno en el crédito y la manera en que se opera y señala como importante que el gobierno no debe tener fondos para saldar el total de la deuda sino los intereses o renta.

    Me parece novedoso el análisis que realiza Alberdi respecto el mecanismo de cómo funciona el crédito tanto del lado de los privados , como del gobierno , por el lado de los privados que este señala que no hay capitalista que desembolsaría 5millones y sino que esto de manera colectiva se realiza atreves de asociaciones anónimas, y a medida que el gobierno recibe las entregas va entregando títulos , y estos títulos al entrar en un mercado de valores y que estos circulen , los prestamistas recuperan la suma de dinero , lo interesante es el análisis respecto de cómo la financiación de este crédito por parte de los privados y la relación con el mercado de valores , ya que el prestamista esencialmente debe cubrir la primera entrega del dinero , posteriormente financiar las entregas con la venta del titulo . pero es fundamental para mantener el sistema no que el gobierno tenga el monto del total de la deuda , sino que cumpla con los intereses y respeto a la puntualidad de sus promesas.

    ¿Cree que se debería limitar el recurso de la deuda pública?
    ¿Qué piensa del rol del FMI y su impacto el mercado internacional de crédito privado?
    ¿ qué política en materia de endeudamiento recomendaría en la actualidad?

  26. RESUMEN:
    En esta parte de la obra, Alberdi explica que la Constitución Nacional, en su art. 4, comprende entre los fondos del Tesoro Nacional a los empréstitos y las operaciones de crédito. Entre ellos, destaca como los modos más conocidos que posee el Estado para levantar fondos a través del crédito, a los grandes empréstitos -conformados por una gran cantidad de accionistas asociados, que hacen una primera entrega parcial con la cual se producen unos títulos negociables, que permiten a su vez recaudar los fondos para realizar las entregas sucesivas-; los fondos públicos -que son títulos que contienen el reconocimiento de una deuda perpetua por parte del Estado, en la cual se obliga a pagar una renta periódica sin obligarse a reembolsar el capital-; la deuda -en la que, sin interés alguno, el Estado se compromete a pagar el capital en un plazo dado, cuando se encuentre con medios para solventarlo-; la deuda flotante -emisión de billetes del Tesoro Nacional por contribuciones pagadas con anticipación-; y el papel moneda -emisión de billetes que en un principio contenían la promesa de pagar su valor en metal, pero que luego se redujo a un simple reconocimiento de deuda sin garantía-. Por último, expone que dichos compromisos de crédito están garantizados por la estabilidad del gobierno naciente, el cual asegura la paz y el orden; y más específicamente por el art. 64 inc. 3 de la Constitución, que autoriza al Congreso a contraer empréstitos, por lo que la Nación misma es quien se obliga al cumplimiento de los mismos.

    LO NOVEDOSO O SORPRENDENTE:
    Alberdi analiza en este apartado, como un sorprendente reflejo de la actualidad económica nacional, dos de las formas más comunes de toma de créditos públicos realizados por el Estado en nuestros días. En primer lugar, realiza una pormenorizada descripción acerca de cómo funciona el proceso de un gran empréstito, en cuanto a las funciones y beneficios de los prestamistas, la importancia de las obligaciones negociables emitidas por el gobierno, y la confianza que éste debe infundir para poder cumplir con el préstamo, siendo puntual y fiel en sus promesas, y garantizando que dichas obligaciones serán respetadas por sus sucesores. Por otro lado, condena “ese terrible medio de arruinar la libertad política, la moralidad de la industria y la hacienda del Estado”, que significa la emisión de papel moneda sin garantía metálica que la respalde; considera que por su facilidad de producción da al gobierno el hábito de dilapidación, lo cual genera una deuda pública prácticamente impagable. En conclusión, sostiene que este medio de ejercer el crédito (“el falso crédito”) imposibilita el ejercicio de los otros (“el verdadero crédito”). Cualquier semejanza con la actualidad no es pura coincidencia.

    TRES PREGUNTAS AL AUTOR:
    – ¿Cree que actualmente el Estado Argentino reúne las condiciones para tomar crédito público, e infundir confianza en el valor de sus promesas?
    – Habiendo transcurrido más de ciento cincuenta años desde la publicación del texto, en nuestro país continúa el flagelo de la emisión deliberada de papel moneda. ¿Cuál sería actualmente la mejor política económica para controlarla?
    – Usted afirma que “cada acreedor, cada poseedor de un fondo público es un centinela del orden”. Pudiendo ser éstos extranjeros en gran número y proporción, ¿puede significar un riesgo para la soberanía de la Nación en cuanto a la toma de decisiones económicas?

  27. EL crédito público es una de las fuentes del Tesoro Nacional y además es un recurso practicable y posible ya en las condiciones de la Confederación, el mayor sustento con que se contaba para atender a la deuda pública eran los ingresos de la aduana. El art 4 CN es quien contempla la toma de deuda pública para solventar urgencias de la Nación, empresas de utilidad nacional, entre los fondos integrantes del Tesoro Nacional. El crédito se ha utilizado ya desde la revolución contra España. Alberdi señalaba las condiciones con las que debía contar el gobierno para endeudarse, entre ellas infundir confianza en sus títulos de obligación, pagar los intereses puntualmente y tener respeto de sus promesas; además tener seguridad de ser estable y que sus obligaciones serán respetadas por sus sucesores.
    ¿Las políticas hoy impartidas por el actual gobierno, están siendo bien receptadas por los acreedores?
    ¿Cuánta deuda es realmente pública y cuanta es la deuda privada que se ha estatizado?

  28. RESUMEN
    Alberdi nos explica ahora los medios que tiene la Confederación para ejercer el crédito público, lo que es lo mismo, pedir deuda. Lo entiende como un recurso a explotar ya que podría favorecer a mejorar la industria, si bien fue incluido como un medio extraordinario en épocas de revolución contra España.
    Señala diversos medios de endeudamiento pero resume en que todos son variaciones de empréstitos o de préstamos. Así explica y desarrolla el proceso del empréstito, señalando que erróneamente se cree que se adjudicará la totalidad del valor en un pago y señala la forma en que se va incorporando en distintos pagos el empréstito. Así con los mismos documentos del gobiernos por las entregas, se va generando ganancia. A su vez se va generando confianza en el Estado y será más fácil así conseguir futuros empréstitos.
    Alberdi señala también la emisión moneda como una manera de emplear crédito público, pero la entiende como perjudicial a la Confederación, ya que no podrá realizar lo mismo que Buenos Aires había hecho. Explica que desestabiliza el orden, arruina la libertad política y afecta a la hacienda estatal. También se debe tener un respaldo de base metálica o real para la emisión.

    NOVEDOSO/SORPRENDENTE
    Lo que me impacta más es la frase “Cuanto mayor sea la deuda, mayor será el número de los prestamistas que ofrezcan su dinero”.
    Entiendo a lo que apunta Alberdi, porque un buen deudor, entendido como un buen pagador, transmite confianza, por lo que prestarle a él es un negocio seguro. Pero me genera inseguridades, porque aparentemente el autor consideraba que sería la Confederación un buen pagador.
    Con muchas de las consideraciones de Alberdi me sucedió lo mismo, él creía que por ejemplo, los inmigrantes traerían una cultura del trabajo pero no que terminarían holgazanes. Traigo esto a colación debido a que Alberdi creía que seríamos buenos deudores, que haríamos de manera correcta las cosas, que el Estado no se involucraría con la producción y sólo conservaría los gastos necesarios para el crecimiento de la Confederación.

    PREGUNTA
    1) Tenemos un estado enorme, con mucha gente a la que mantiene directamente, eso hace que no funcione bien su sistema de deuda pública? Porq la entiendo perfectamente para subsanar gastos lógicos, pero tiene que tener el ingreso asegurado para enfrentar a futuro el pago de la misma. Si ese ingreso (me atrevo a decir que hasta el crédito) es utilizado en planes o gastos extraordinarios a lo que Alberdi refiere a lo largo de su libro, no sería imposible que sea rentable? No viviría en deuda el Estado? ¿Cómo lo resolvería?
    2) ¿Fue un problema el Banco Central a la salud crediticia de la República?
    3) Alberdi pensaba en una sociedad productiva, que naturalmente persiguiera la riqueza y que el consumo sea repartido más para invertir que para saciar necesidades (y sólo básicas). Ahora bien, cómo cambiaría su paradigma en una sociedad consumista, en la que la productividad está en decadencia, aumento del consumo improductivo, y donde una gran cantidad de personas son mantenidas por el Estado?

  29. RESUMEN:
    Alberdi aclara que el crédito público es uno de los recursos del Tesoro Nacional, según el artículo 4 de la Constitución y plantea las ventajas que tiene la Confederación por sobe la provincia de Buenos Aires, como por ejemplo, garantías de orden y estabilidad, como también medios de amortización y de satisfacción de los intereses de capitales tomados a crédito. Ahora bien, hay varias formas de empréstito. Estas son: 1° Empréstito propiamente dicho. 2° Fondos públicos con interés. 3° Fondos públicos sin interés. 4° Deuda consolidada. 5° Deuda no consolidada. 6° Deuda flotante, o billetes de oficinas del Tesoro por contribuciones anticipadas. 7° Papel moneda. Toda la cuestión de la posibilidad del crédito público para la Confederación se reduce a saber si ella es capaz de pagar los intereses o rentas de sus fondos públicos, y de gastar sumas menores que esas rentas en la amortización de los capitales de su deuda.

    REFLEXIÓN:
    Alberdi evidentemente apoya la noción de un Estado que pueda volverse deudor a través de empréstitos. En lo personal, creo que pedir un crédito a otro Estado lo único que genera es una relación de sumisión ante otro. Si bien hay momentos que se cree necesario la petición de uno, lo que no tienen en cuenta los gobernadores (O quizá no les importe) es la herencia deudora que le dejaran a sus sucesores. Al haber tantos medios para endeudar al Estado, y dar la facilidad de otorgar el crédito sólo pagando el mensual y los intereses, genera casi que automáticamente un Estado deudor.

    PREGUNTAS:
    1) ¿Es posible progresar sin endeudar al Estado?
    2) ¿Qué buscó el legislador al momento de establecer que el crédito público es un recurso del Tesoro Nacional?
    3) ¿Existen formas de limitar los empréstitos de un Estado ?

  30. RESUMEN
    Alberdi habla sobre los medios para ejercer el crédito publico en la Confederación, para su organización y prosperidad. La Constitución Argentina comprende en el recurso del crédito nacional los empréstitos y las operaciones de crédito, con lo cual admite el ejercicio de todos los medios conocidos de levantar fondos por medio del crédito del Estado. Muchas son las formas que puede tomar la deuda pública, muchos los modos de que se puede endeudar a la Nación, pero todos ellos son modificaciones del empréstito o préstamo, que es el medio genérico y común de poner en ejercicio la confianza que inspira el Estado para obtener los fondos ajenos, que el público nacional o extranjero pone a su disposición bajo diversas condiciones.
    Toda la cuestión de la posibilidad del crédito público para la Confederación se reduce a saber si ella es capaz de pagar los intereses o rentas de sus fondos públicos, y de gastar sumas menores que esas rentas en la amortización de los capitales de su deuda.
    No puede caber duda de que tiene facultades o medios suficientes para ello

    NOVEDOSO O SORPRENDENTE
    Me parece interesante el modo en que se manejan los prestamistas, que a la hora de dar créditos, no necesitan disponer de todo el monto, sino que vasta con contar para una primer entrega, y después alcanza con la posesión de los efectos públicos o títulos de obligación dados por el gobierno (en cambio de la primera entrega), se ponen en circulación dichos documentos, y se vende este papel a cambio del dinero que necesitan para efectuar las entregas ulteriores, quedándole en beneficio la diferencia entre el premio convenido con el gobierno y el precio corriente de dichos títulos en el mercado. (Me resulta novedoso porque nunca lo había pensado así, no sabia que así funcionaba el manejo de dar créditos a nivel país).

    PREGUNTAS
    1)¿Es realmente beneficioso pedir créditos? si bien si se piden es porque se deben necesitar en ese momento, ¿pero a futuro?¿perjudica el haberse endeudado o sigue siendo beneficioso (por ser utilizado para lo que se necesitaba)?
    2)¿Cual es el limite que ponen al dar un crédito los acreedores, de que depende ese limite?
    3)¿Que piensa del endeudamiento que hay en la actualidad?

  31. 1) El artículo 4 de la Constitución Nacional reconoce el crédito entre los recursos del tesoro nacional.
    Por dicho artículo, se expone la forma en que se contraen empréstitos, otorgándolos mediante un sistema de cuotas ya que las grandes sumas de dinero requeridas por el Estado no serán desembolsadas en un pago, sino por medio de plazos establecidos. A medida que el estado recibe los préstamos, entrega títulos de obligación prestamista. Lo más importante de estos documentos es el interés que generan.
    Un factor necesario es la confianza que puede generar los gobiernos para demostrar capacidad de pago en los intereses o en la renta.
    2) me parece interesante el desarrollo que propone Alberdi sobre cómo funciona el mecanismo de endeudamiento.
    3)¿ Cuál es la mejor política de endeudamiento?. ¿Qué piensa del endeudamiento que hay en la actualidad?. ¿ Cuáles serían los medios para generar confianza?.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *